Saltear al contenido principal
En Sus Inicios…

En sus inicios…

En el Aniversario recordamos nuestras raíces y tradiciones de nuestra hermosa tierra

El 22 de Diciembre de 1891, se firmó el decreto de la creación de la Municipalidad de Colina donde su territorio la componía la subdelegación 18 Cañada de Colina, subdelegación 19 Colina, subdelegación 20 Baños de Colina y subdelegación 21 Chacabuco. Pero estos no son los primeros indicios del surgimiento de la comuna, si no que su historia se remonta cerca del 1.400 aproximadamente donde esta tierra era habitada principalmente por comunidades incas.

Más adelante, en 1599 cuando Pedro de Vizcarra dueño de la Hacienda de Chacabuco, le otorgó ésta a Pedro de la Barrera, en premio a los servicios prestados en este sector.

Casi un siglo después, en 1723, venden Colina al Padre Maestro F. Joseph de Carvajal de la Congregación Jesuita, la cual adquirió 28.869 hectáreas, construyendo una Iglesia y algunas casas. Así sucesivamente estos terrenos se iban vendiendo y subdividiendo en cada venta.

El nombre Colina, deriva, pintorescamente, de la palabra “hollín”, palabra de Perú que significa “perdiz”. Otra versión acerca del origen del nombre dice que proviene de “Colinura”, que en la lengua quechua significa “Jefe de Bríos”, donde los primeros españoles la habrían castellanizado, de ahí nace su actual nombre.

La comuna también ocupa un rol importante en la historia de Chile, jugando como actor en la Guerra de la Independencia de Chile, donde se construye un albergue para el Ejercito de Los Andes o más conocido como Ejército Libertador a cargo del General San Martin y Las Tropas Realistas comandadas por el General Rafael Maroto que participaron en la Batalla de Chacabuco en el año 1817. El triunfo de los chilenos en Chacabuco, significó el fin del dominio realista y por lo tanto, del período histórico denominado “Reconquista”.

Colina es recordado como un conjunto de casas donde se establecían las colonias árabes que se abastecían de lo que llegaba de la capital, donde atendían a los obreros, campesinos y  habitantes del lugar que mayoritariamente trabajaban para las familias como Ruiz-Tagle, Fontt, González, entre otras.

Otro hecho importante es la existencia de las casonas de Chacabuco donde veraneaba en su niñez  Juanita Fernández Solar, Santa Teresita de los Andes. En el territorio comunal se encuentran además, terrenos donados por Air France, en donde se establece la Base Aérea de Chile y el campo militar de Peldehue. En 1958, entra en funcionamiento la División NASA, con una estación de rastreo de satélites, y continúa en funcionamiento hasta hoy, pero bajo el alero de la Universidad de Chile.

La historia de la comuna, nos permite también asumir que es en esta localidad  donde se inicia la procesión de Cuasimodo más grande de Chile, peregrinación a caballo que reúne alrededor de 3.000 jinetes, los cuales acompañan al párroco a dar la comunión a los enfermos que no pueden acudir a la iglesia.

También nos permiten recordar varios personajes, que aún están en la memoria de los colinanos, la conocida “Mexicana” rodeada siempre de sus amados perros, como también “Chaparro” cantando “Ay Chabela” en versión ranchera o a “Pepe Camión” manejando su camión inexistente por toda la localidad, con su andar feliz.

Continuará…

Volver arriba